El Faro de Cantabria
Informando desde 2005 ...

Santander 13 de diciembre de 2017 | otoño

Portada del sitio > ACTUALIDAD ▼ > Sociedad > "Para hacer ejercicio físico hay que comer más que lo que come la población (...)

:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::: 29 de noviembre de 2017 :::

 Juan Gondra

"Para hacer ejercicio físico hay que comer más que lo que come la población sedentaria"

El vicepresidente para Áreas Académicas del Colegio de Médicos de Vizcaya y profesor de la Facultad de Medicina y Enfermería de la UPV/EHU, Juan Gondra del Río recomendó a los deportistas tomar bebidas a una temperatura ambiente, “ya que cuando se toman bebidas muy frías se incita a beber más”. En su opinión, “no se tiene que beber demasiado frío ni demasiado rápido”, e insistió que “normalmente y en muchos casos hay que beber agua, solamente agua, que es lo más recomendable, a pesar de que las casas comerciales insistan en otras bebidas”

No obstante, recomendó añadir en algunas ocasiones “algo de sodio y glucosa” para que en competiciones de más de tres horas se evite la deshidratación, así como poder tomar zumos de frutas.

Consideró de “error gravísimo en los deportistas aficionados” beber agua con gas, pues está considerada como una bebida carbonada, y lo que produce es una sensación de plenitud gástrica mucho antes que el agua normal.

El vicepresidente para Áreas Académicas del Colegio de Médicos de Vizcaya y profesor de la Facultad de Medicina y Enfermería de la UPV/EHU, Juan Gondra del Río, que fue presentado por el presidente del Colegio de Médicos de Cantabria, Javier Hernández de Sande, recalcó que para hacer ejercicio físico “hay que comer bastante, mucho, más que lo que come la población sedentaria”, pues hay que cubrir los requerimientos de energía y nutrientes.

Gondra del Río, que intervino en las Jornadas de Gastronomía y Salud que organiza el Colegio de Médicos en donde habló sobre La alimentación e hidratación en el ejercicio físico, subrayó que la grasa es “imprescindible” para el cuerpo del deportista, aunque matizó que la grasa en exceso es perjudicial, de ahí que especificara que a cada deportista se le exige que esté en unos porcentajes, “no es lo mismo un remero que un maratoniano, etc…”

Otras de las recomendaciones propuestas para los deportistas es que hay que buscar el mejor alimento y el mejor tolerado, aunque matizó que estas medidas hay que experimentarlas en la vida cotidiana “y nunca en las competiciones, porque seguro que nos equivocamos”.

Explicó que en la alimentación hay que comer por placer y no por obligación. “La alimentación es una obligación, pero también debe ser una devoción. Y esa devoción debemos equilibrarla, en cantidad y calidad, entre lo que nos gusta y nos satisface, y lo que nos conviene”.

“En el deporte es necesario que la ingesta garantice el normal funcionamiento del intestino, y es imprescindible que funcione bien”, recalcó el especialista.

Durante su intervención destacó igualmente que ante los problemas de agotamiento, una vez pasados los 45 minutos de ejercicio duro, se recomienda tomar agua y comer plátano y “con esto podemos tirar”. “Es importante reponer energía cuanto antes”, recalcó el especialista

Cuando un deportista tiene una dieta equilibrada completa y variada, no suele ser necesario utilizar complementos de vitaminas y minerales, aunque explicó que algunos deportistas se puede encontrar con déficit de hierro y con problemas de anemia, que a veces se producen el crecimiento de los adolescentes, por ingestas insuficientes, dietas vegetarianas, modas o alimentación erráticas, poca variedad de la alimentación, ingesta excesiva de barritas energéticas, dietas naturistas, etc…

Por último, explicó que se debe ir hacia una medicina preventiva, por lo que recalcó que “educar en la cultura de la actividad física saludable y de la correcta alimentación es una de las inversiones más rentables en la medicina del siglo XXI”.

Subrayó que en el deporte es importante que la dieta sea rica en potasio, reducida en sodio y recomendó comer mucha fruta. Y concluyó enumerando los errores más frecuentes tanto en los deportes como en la alimentación: la hidratación insuficiente, exceso de grasas y proteínas, ingesta excesiva en hidratos de alto índice glucénico (los azúcares refinados, que tenían que estar prohibidos para los deportistas), reparto calórico desajustado, falta de variedad de los alimentos y no comer los suficiente o hacerlo en exceso.


::: PANORÁMICA :::

| Mapa del sitio | Mentions légales | Seguir la vida del sitio RSS 2.0 | Haut de page | SPIP |
El Faro de Cantabria :: 2005-2017